Ventajas de CARAPAX®
  • Carapax ayuda a reforzar la estructura completa del remolque para que cumpla la normativa EN 12642 XL. Se acabaron los terribles accidentes de camiones y remolques que pierden su carga en la carretera.
  • La lona de techo reforzada de material compuesto funciona como el caparazón de una tortuga sobre el remolque.
  • Utilice el techo corredizo como siempre lo ha hecho: sin cables colgando en el interior como una telaraña.
  • Trabaje de forma rápida y segura: sin tener que subirse al remolque para quitar tubos de acero adicionales, etc.
  • ¡Sin mantenimiento!: Carapax siempre está correctamente tensado.
  • Tres versiones para adaptarse a sus necesidades.
CARAPAX®

El techo corredizo contribuye de forma importante a la resistencia total de la estructura. Se han probado varios tipos de refuerzo; por ejemplo, cables de acero inoxidable fijados diagonalmente bajo el techo. Los cables se deslizan para abrirse junto con el techo, pero luego caen como una telaraña sobre el espacio de carga del remolque.


Aparte del elevado coste de estos cables de acero inoxidable especiales, estos pueden dañar los carriles de aluminio del techo al repartirse la fuerza centrífuga en tan solo dos o cuatro puntos a lo largo de los carriles de techo de aluminio.

Carapax® es un concepto revolucionario patentado que funciona como si fuera el caparazón de una tortuga sobre el remolque: la extrema estabilidad de la lona del techo mejora la resistencia lateral, ayudando a la estructura del remolque a cumplir con los estrictos requisitos de la normativa EN 12642 XL.
Ningún cable cuelga sobre el espacio de carga del remolque cuando el techo está abierto.

El refuerzo de aramida se suelda en la lona del techo. Estas fibras de aramida son especialmente ligeras, pero increíblemente resistentes: cinco veces más resistentes que el acero inoxidable, resistentes al calor hasta los 500 °C, ¡pero más suaves que un pantalón vaquero!

Para reforzar el techo del remolque, se deben fijar a cada travesaño del techo los cruces de los filamentos de aramida, que se pueden ver en la cara inferior de la lona del techo.

La siguiente vista en detalle del techo Versus-Omega muestra cómo se fija la lona de techo CARAPAX® al travesaño del techo.

  

CARRIL CARAPAX®: específico para el transporte intermodal.

Cada vez hay más mercancía que se transporta a largas distancias, utilizando una combinación de transporte por carretera y ferrocarril mediante cajas móviles o remolques para tráfico de plataformas. Durante el transporte por ferrocarril caen chispas de las catenarias, que queman agujeros en la lona del techo. Por este motivo, las cajas de cartón y demás mercancía se puede mojar y a menudo se rechazan en destino.
Para ofrecer una solución eficiente para el transporte multimodal, se ha desarrollado la versión CARAPAX RAIL, insertando fibra de vidrio no tejida dentro del refuerzo de material compuesto de Carapax. Las chispas todavía podrían quemar la capa superior de PVC normal de la lona, pero se extinguirían en la capa de fibra de vidrio no tejida resistente al fuego. La película inferior de PVC evitará que la humedad gotee a través de la lona del techo y sobre la mercancía.

Carapax Ⅱ

La mejor alternativa a Carapax®
En vez de soldar la estructura de refuerzo de aramida sobre un tejido de lona de PVC estándar, hemos conseguido integrar la estructura de refuerzo de aramida directamente durante el proceso de producción del tejido de la lona, y el resultado es la versión Carapax® II, que es más fina, ligera y traslúcida que la primera generación del producto.


No hay archivos disponibles

Este sitio web utiliza cookies para facilitarle la navegación por este sitio web.
Haga clic aquí para obtener más información.